Un espresso perfecto


Su mismo nombre ya lo dice: un espresso se prepara al momento, y se saborea enseguida. Se consigue haciendo pasar durante 25-30 segundos un chorro de agua caliente a presión (9 o más bares) a través de una capa de 7 gramos fina y prensada de café molido. El resultado es un concentrado de no más de 30 ml de puro placer gustativo.

Para los expertos, el espresso es el summun del café: la preparación que exalta la riqueza de notas aromáticas, uniéndolas a las sensaciones aterciopeladas de la crema. Un espresso perfecto es un pequeño milagro de la química y la física, el producto de la unión entre ciencia y arte.


Para un espresso perfecto, necesitamos:

  • 7 gramos de café, molido con el grosor adecuado, nivelado y prensado

  • 25-30 ml de agua, la cual, atraviesa el café molido

  • 9 bares de presión de agua

  • 90º de temperatura de la caldera

  • 25-30" de extracción o erogación

Como curiosidad, deberíais saber que en un espresso, la extracción de cafeína es muy baja, inferior al 30% del contenido total de cafeína de los 7 gramos. Pongamos el ejemplo con nuestro café, illy:

  • Al ser 100% arábica, illy tiene, aproximadamente, un 1% de contenido de cafeína. Es decir, los 7 gramos de café conienen 0,07 gramos de cafeína.

  • De esos 0,07 gramos, al realizar un espresso, extraemos un 30% de total, es decir, extraemos 0,02 gramos de cafeína.

De esta forma, en cafés 100% arábica, podemos asegurar que al realizar un café espresso, el contenido en cafeína es lo suficientemente bajo como para que apenas afecte a nuestro organismo. Según los últimos estudios, una tazas de café illy puede procesarse la cafeína en nuestro organismo en menos de una hora. Así que, no hay problema con tomar café por la tarde :)


#café #culturadecafé #illy #cofficemadrid #curso #espresso

47 vistas